Home - Blog VidaCel - Frutas de otoño e invierno que son imprescindibles en el embarazo

Frutas de otoño e invierno que son imprescindibles en el embarazo

Categoría: Embarazo

¿Te has preguntado cuáles son las mejores frutas de otoño para el embarazo? Si no existe ningún problema de salud que lo impida, la fruta es uno de los alimentos imprescindibles durante el embarazo, pues es una excelente fuente de vitaminas y fibra que aporta un sinfín de beneficios para tu salud.

Los expertos aconsejan consumir, siempre que sea posible, frutas de temporada, ya que al recogerse en en su punto óptimo de maduración, resultan más sabrosas, ecológicas y naturales, a parte de una opción más económica para nuestro bolsillo. ¡Pero no olvidemos que las frutas de temporada varían según el país en el que nos encontremos!

Hoy te traemos una recopilación de las frutas imprescindibles de la temporada otoño-invierno que no deberían faltar en tu dieta si estás embarazada. ¡Te contamos todo lo que pueden aportarte!

Frutas de otoño ideales para el embarazo

Membrillo, para prevenir los calambres musculares

Esta fruta, típica del otoño, es perfecta para hacer salsas, ensaladas, dulces o macedonias y además contiene múltiples beneficios. El membrillo es especialmente astringente, por lo que ayuda a combatir la diarrea y otros problemas estomacales, comunes durante el embarazo. Además, por su alto contenido en pectinas, es una fruta perfecta para mantener a raya el colesterol.

El membrillo ayuda también a combatir la retención de líquidos, y gracias a su aporte en potasio es ideal para prevenir calambres musculares, una molestia que sufren la mayoría de las embarazadas.

Pera, excelente fuente de ácido fólico

Las variedades de pera que podemos encontrar en esta época del año son la Conferencia, la Concorde o la Anjou, todas ellas muy jugosas y dulces. La pera contiene muchas vitaminas (B, C y K, que ayuda a mantener los huesos fuertes) y minerales, como el cobre, el hierro, el potasio o el magnesio, por lo que resultan perfectas para prevenir la aparición de anemia.

Esta fruta no contiene grasa, lo que hace que sea un excelente snack para saciar el apetito entre horas. Además, son una gran fuente de fibra y ácido fólico, imprescindible para el correcto desarrollo de tu bebé.

Uvas, para cuidar tus huesos y tu piel

Excelente fruta de temporada con un gran número de propiedades para la salud durante el embarazo. Son bajas en grasa y ricas en hierro y potasio, por lo que resulta el snack perfecto para consumir entre horas. Además, no contienen colesterol ni sodio, así que cuidan la salud de nuestros riñones, hígado e intestinos.

Las uvas son un potente antioxidante, con alto contenido en vitaminas A, K y B1, que ayuda a mantener los huesos fuertes y a proteger la piel, que tantos cambios sufre durante el embarazo.

Caqui, para recuperar la energía

El caqui, gracias a su textura jugosa, dulce y cremosa, es una de las frutas preferidas del otoño, además de ser un alimento altamente energético y nutritivo. El caqui destaca por su contenido en fibra y su alto aporte de vitaminas C, B1, B2, B6, E, K y minerales como el hierro, magnesio, cobre, potasio o fósforo.

Durante el embarazo, es normal sentirse cansada o sufrir cambios en el estado anímico: consumir caquis te aportará una gran energía y te ayudará a calmar los momentos de estrés que puedas tener, además de ser un perfecto aliado para tu sistema inmunológico.

Chirimoya, ¡un sinfín de propiedades!

Otra de las frutas estrella de la temporada en la que nos encontramos, que destaca por su carnosidad, jugosidad y dulce sabor es la chirimoya, una fruta muy completa y con muchas propiedades. Aporta minerales como el potasio, el hierro o el calcio, lo que ayuda a mantener los huesos fuertes, a equilibrar la tensión arterial y a evitar los calambres en piernas y pies.

Entre sus muchas propiedades destaca también su alto contenido en fibra, actuando como un laxante natural que ayuda a prevenir el estreñimiento, tan común en esta etapa, y posee un alto contenido en vitaminas del grupo B y C.

El componente mayoritario de esta fruta es el agua, por lo que resulta perfecta para mantener una correcta hidratación, algo sumamente importante durante el embarazo.

Naranjas y mandarinas, para fortalecer tu sistema inmunológico

Incluir diariamente esta fruta en la dieta aporta una gran cantidad de fibra y vitamina C, ayudando a mejorar el tránsito intestinal y fortaleciendo el sistema inmunológico.

Si estás baja de hierro (algo muy frecuente durante el embarazo) toma siempre el suplemento indicado por el médico acompañado de naranjas o mandarinas, para lograr una mayor absorción de este mineral.

Manzana, excelente fuente de fibra

Seguro que muchos habéis oído la asociación que popularmente se hace entre comer manzanas y tener una buena salud, y es que esta fruta, que podemos encontrar durante todo el año, tiene un sinfin de propiedades para nuestro organismo.

La manzana tiene un alto contenido de agua, por lo que resulta perfecta para hidratar el cuerpo (¡recordemos la importancia de mantener una correcta hidratación durante el embarazo!), reduce la acumulación de líquidos y previene los calambres. Además, es una excelente fuente de fibra, ayudando a prevenir el estreñimiento.

La manzana es un snack ideal para consumir entre horas: saludable, nutritivo y perfecto para mantenerte siempre hidratada.

Fuente: Bebés y Más

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

RECIBE MÁS INFORMACIÓN

Ingresa tus datos para recibir toda la información necesaria:


    ACREDITACIONES DE VIDACEL

    Certificados por SEREMI:
    Miembros de:
    Participación:
    Registrados en:
    [class^="wpforms-"]
    [class^="wpforms-"]